Y el verbo se hizo carne. Y lo tiramos a la parrilla.

29.9.08

A riesgo de que este blog se convierta en algo así como un espacio de discusiones puramente idiomáticas, en la línea de próceres como Mario Banderas o Héctor Vélis Meza, o una versión pirata de la RAE, voy a seguir ahondando en temas lingüísticos. Sí señores positones, porque no puede ser que la gente siga hablando mal.

Hoy, ahondaremos en el correcto uso de los verbos. Para eso, comenzaré con una pequeña historia -100% verídica, por cierto- acontecida el sábado último.

Fui al centro de esta sobrepoblada ciudad, a comprar algunos implementos y suministros que no viene al caso precisar, y me estacioné en un lugar especialmente diseñado para ello (según dicen, porque la verdad, me caben serias dudas). Hice mis compras tranquilamente, y regresé a mi auto. Con el boleto del estacionamiento en la mano, me acerqué a pagar a una de esas máquinas en las que se puede hacer de manera automática, sin contacto humano de ningún tipo. Un R2D2 cobrador.

Lo que nos interesa, a efectos de esta discusión lingüística, es que había una fila para acceder a los servicios de la máquina, y que una primera señora se fue indignada vociferando un “esta máquina está mala” a pagar a la caja con cajero humano. Que, creo, no se parecía a Luke Skywalker, (yo sé que alguno se lo preguntaba). Luego venía una pareja relativamente mayor. Como es usual, él realizaba el trámite bajo las incesantes instrucciones de ella. “Mete el boleto ahí, ahora el billete, las monedas, etc.”. Con un tono de voz nada agradable, por cierto. Pero -ahora sí lo que nos importa- fueron sus instrucciones las que me dieron la clave acerca del “desperfecto” de la máquina.

El diálogo, si se puede llamar así, era más o menos el siguiente:

Señora: mete el boleto ahí.
Señor: sí.
Señora: ya, $1.400. Mete el billete y las monedas allá.
Señor (fastidiado): ya.
Señora: ya, ahora aprieta ahí, el botón “Cancelar”.
Señor (con evidente mala cara): listo.

Billete, monedas y boleto se devolvían, ergo, la máquina estaba mala. Nuevamente el mismo diálogo, con tono de voz algunos decibeles más arriba por parte de la señora, peor cara por parte de su marido. Y llegado al punto de “ya, aprieta el botón cancelar, para que canceles los $1.400” mi risa era difícil de contener. Lo curioso es que nadie más se reía, y para no pocos el hecho de apretar el dichoso botón y que la máquina anulara la transacción era muestra inequívoca de su mal funcionamiento.

¿Por qué, estimados y estimadas, esa señora y tanta otra gente asimila “cancelar” a “pagar”? Asumo parte de mi responsabilidad en el caso puntual -pudiendo hacerlo, no le dije a la señora que el “cancelar” de la máquina se refería a “anular” la transacción, no a “pagar”- pero tampoco voy a andar de profesor por la vida, ¿no?

Conversando con algunas personas respecto de este interesante caso, me llamaron la atención respecto de otro mal uso verbal que se da en nuestro país (desconozco si en otros lugares pasa igualmente): el mal uso de “cuánto”. ¿Por qué, si alguien puede explicarme, hay gente que pregunta “¿cuánto se llamaba el primo de X?”, en vez del correcto “¿cómo se llamaba?”. Este evidente mal uso ,me hizo cuestionarme el caso inverso, también mal usado frecuentemente. ¿Cómo es que alguien llega a preguntar “¿a cómo sale eso?”, en vez de “¿cuánto sale?”, o mucho mejor, “¿cuánto cuesta?”. Es simplemente desquiciante. Incomprensible. Insoportable.

La guinda de la torta, que viene a coronar el pésimo uso verbal por estos lados, es esa extraña necesidad que tiene el cliente de multitienda de “sacar” algo. Está bien, físicamente se está llevando el producto, por tanto, lo saca de la tienda. Pero eso de “saqué el refrigerador en 12 cuotas”... ¿se refiere a que primero se llevó la estructura, luego una puerta, luego la otra, al mes siguiente el cajón de vegetales y así hasta el mes 12, cuando se llevó la bandeja de los huevos? ¿No será más fácil -y preciso- decir “compré el refrigerador”?

Así como hay que salvar a las vocales, debemos también velar por el correcto uso de nuestros vilipendiados verbos. A ver si ustedes, amables lectores y lectoras (esto de la igualdad de géneros también me está desquiciando, sépanlo) me ayudan a recopilar otros verbos mal usados. Así sea.

40 no aportaron:

El que no aporta dijo...

¿Les cuento lo peor de todo?

Estuve tentado de titular este post "Jesús verbo, no sustantivo". Pero algo dentro de mí me lo impidió.

A ver si ahora me ayudan con mi rehabilitación.

Fran dijo...

Uf.. da para tanto.
Más que el-que-no-debe-ser-nombrado(lo siento, no me aguanté).

Y así como hay gente que dice "farda", "esparda", y "espérate un chiquitito" (medida indeterminada de tiempo) hay gente que dice: "es que mi hijo hace unas fieebres...".
Resulta que el niño no tiene fiebre. No le da fiebre.¡¡¡¡¡Las hace!!!!! Alguien que me explique por favor.

Otro: la reinvención, el reinventarse. Ahora, todos se reinventan. Marlen Olivari se reinventa, ¿la Kenita en Argentina? Reinvención total. Cualquier pelotudo que parte en viaje espirirutal a la India, declara pre y post viaje: "es que necesitaba reinventarme".
Señor, señora: la persona humana se crea, nace, se gesta, pero no "se inventa".
O usté cree que, por ejemplo, que los orientales, con sus ojos rasgados y su piel amarillenta.. son un invento? No no no no ...
Entonces, si nadie los inventó, cómo se van a reinventar? Ah?

montt (el que no dibuja ni palitos) dijo...

Mi favorito, la eliminación del verbo al preguntar por el precios de algún objeto en venta.

Si ya es una vejación preguntar ¿a cómo está el kilo de pan? es ya un retorno a la prehistoria lingüística preguntar ¿a cómo el kilo de pan?.

Es como si hubiesen prendido el acelerador de hadrones hace varios años en el vórtice frontal del cerebro de nuestros compatriotas creando un hoyo negro que aniquiló toda coherencia verbal.

Pepe dijo...

Aqui en Perú hay uno me que me destroza el hígado cada vez que lo escucho, se refiere al verbo "sencillar" y todas sus malditas conjugaciones. refiriendose al acto de cambiar un billete por monedas de denominaciones menores que sumen el importe del billete en cuestión, lo cue comunmente se conoce como "sencillo" (de ahí la expresión). se suele escuchar: "Sr. por favor sencilleme este billete". creo que este ejemplo coincide mas con el título que-no-debe-ser-escrito.

le recomiendo que se reinvente y deje al innombrable en el olvido.

rbonvall dijo...

Es común y está bien usar «cancelar» en el sentido de pagar. Supongo que viene del hecho de que la deuda queda cancelada. No me gusta escudarme en el diccionario para estas discusiones... ¡pero sí, sale en el diccionario!

La culpa es del fabricante de botones de máquinas, que no previó la situación. Un botón que diga «pagar» y otro que diga «anular», y no estaríamos discutiendo este tema tan delicado.

¡Señora, tiene mi apoyo! Mmm, igual no está bien fastidiar a su marido de esa manera. ¡Señora, le cancelo mi apoyo!

la Vieja Chica dijo...

Apenas leí el título de la entrada me acordé del innombrable, lo cual demuestra que usted no es el único que necesita rehabilitarse (o reinventarse, quién sabe).

Se me ocurre ahora sólo un verbo. Cuando alguien dice: "me acuerdo de fulano...", ¿no se supone que debería utilizarse cuando se toma un acuerdo o decisión conjunta? Lo correcto sería decir "recordar", que no es lo mismo que "acordar". También está el caso de los verbos en que el error no va en el uso, sino en la escritura, como es "absorber" y que muchos escriben "absorver", y el clásico "echar"... si alguien me escribe que me "hechará de menos", seguro que yo lo echaría al olvido rápidamente.

De esas que dice la bloguera Fran más arriba, hay muchas. Las que me patean definitivamente son aquéllas que se ponen de moda y que la gente usa sin mesura ni criterio, todo por darle una especie de sofisticación a lo dicho, como ejemplo, la palabra "mediático", qué vocablo más desagradable, o "ningunear", "ninguneo" y todos sus derivados. Son los típicos términos de los opinólogos, que como hongos después de la lluvia, han proliferado en los medios de comunicación y el resto copia lo que dicen, como si representaran realmente un modelo a seguir.

Y ni hablar de los cambios en las palabras, "diabetis" por diabetes, "manicomnio" por manicomio, "refalar" por resbalar, "piñizcar" por pellizcar, "emprestar" por prestar y un larguísimo etcétera, que mejor no continúo. Y si volvemos al tema de los verbos, más que los infinitivos, creo que los participios sí que han sido vilipendiados, no sé si me crea que he escuchado a quienes hablan de "ponido", "deshacido", "preveído" o "imprimido", en fin, creo que el tema da para largo, incluso, hasta para la creación de un nuevo blog.

Esos serían mis no aportes, espero tenga mejor suerte en próximos cambios de apariencia. Y me sumo al movimiento "Salvemos a las vocales", y le añadiría "destruyamos las mayúsculas epilépticas", que abundan en los libros de visitas de los fotologueros pokes y lais.
Saludos!

Jira dijo...

Lamento no aportar en nada, pues el sueño en este momento me gana.
Solo preguntarle ¿Tanto le gusta Pinki Dinki Du? ¿Sabe usted a que se refiere al decir esa "pegajosa" frase?

Y eso seria, ahora a seguir haciendo tiempo para no estudiar para el certamen que tengo mañana TT.TT

El que no aporta dijo...

fran, eso de "hacer fiebres" nunca lo he comprendido. Lo mismo que quienes "hacen infartos".

Lo de reinventar ya lo hemos discutido, y no resiste análisis.
--------------------------------

montt (el que no dibuja ni palitos), terrible la eliminación que cita. Aunque temo que el problema cerebral va más allá de los verbos.
--------------------------------

pepe, alguna vez escuché eso de sencillar, y eso que nunca he andado por sus barrios. Espantoso lo encuentro. Asimilable a nuestro "colar", para indicar que anda uno colando, o sea, en colación, o sea, almorzando. Cuando hay más de un "o sea" en una frase, está claro que algo anda mal.
--------------------------------

rbonvall, no está TAN bien porque el "cancelar la deuda", que en efecto existe, se refiere a una acción ejercida por el acreedor, no por el deudor. O sea, debía haber sido una acción de R2D2, no del señor. Menos todavía de su señora.
--------------------------------

la vieja chica, bienvenida al grupo de autoayuda de los damnificados neuronales post-lectura de las letras de Arjona.

Tiene usted razón con lo de acuerdo/recuerdo. Pero debo reconocerle que yo uso el "me acuerdo".

De su larga lista, concuerdo con todas, menos con una que, pese a la pateadura hepática que me produce, está correcta: emprestar. Tiene, según la RAE, 2 acepciones: la de pedir prestado, y la de prestar. De ahí a usarla es otra historia, eso sí.
--------------------------------

jira, no es que me guste, simplemente en mi casa no se ve mucho más que Discovery Kids. Ya ve, uno de los efectos colaterales de tener una hija.

Sobre el significado, la mejor explicación (sepa que hice una investigación al respecto) está Aquí.

Josefa dijo...

no tengo muchas ganas de decir esto, pero, con el noble fin de no aportar, lo diré igual:

¡¡¡No existe el mal uso del lenguaje!!! (Así como tampoco existe el buen uso de este. Existe, empero, quizás, usos más ricos que otros, pero eso de bueno o malo -características morales- no es lo adecuado).

Por ejemplo, en el caso del verbo(ide) 'cancelar'. El hecho de que mucha gente lo entienda como un 'sinónimo' de pagar lo hace ya sinónimo de este. De hecho, probablemente todos (los chilenos) que leemos este blog estarán de acuerdo con esto. El uso de cancelar como sinónimo de pagar lo avalan los hablantes, mucho más incluso que el diccionario de la RAE o el que sea. Por ejemplo, el 'weón', sale en la rae como `huevón' y significado 'perezoso' o 'imbécil'. Sin embargo, todos sabemos que sus usos son muchos más y que dependen del contexto. A la vez, no creo que sea adecuado decir que el uso del weón es correcto o incorrecto, pero sí que aquel hablante que lo usa reiterativamente y en todas sus posibles variantes (leáse weá wea aweonao, etc.) ha de tener un lenguaje mucho menos rico que aquel que no lo usa.
Por último, una de las cosas que más se le ha criticado a la RAE es su actitud normalista hacia el uso del lenguaje (por ejemplo, como esta entrada tuya), puesto que no ha de entenderse la lengua como algo fuera de los hablantes, sino como un sistema vivo y hecho vivir por todas y cada una de las comunidades. Y si la comunidad quiere ocupar 'cancelar' como sinónimo de 'pagar', pues que así sea.

Helcado dijo...

tendrá razón la josefa? entonces lo que iba a decir se va a la mierda. Pero noooo, cómo?? tengo que decirlo igual!!

la gente que dice "los vamos a juntarlos" en vez de "nos vamos a juntar" !! porque!!! cambiaron el NOS por el LOS!!! DISTORSIÓN TOTAL.

y tambien los que dicen SETIEMBRE en vez de sePtiembre. La P, no la olviden por favor!

El que no aporta dijo...

josefa, por favor no me venga con eso de que no hay buen y mal uso del lenguaje. Y, de pasada, le recuerdo que los términos "bueno" y "malo" son apelativos mucho más amplios y de uso muchísimo más diverso que en la acepción moral que alude.

Ahora, el hecho de que mucha gente use mal una palabra no muta su mal uso en bueno. "Mal de muchos, consuelo de tontos", reza el dicho que de seguro usted conoce. Por lo mismo, me parece no cabe escudarse en eso de "los demás lo hacen" para justificar la propia conducta. No al menos después de la adolescencia temprana, tiempo en el cual -recordará- es sin duda argumento predilecto.

Déjeme detenerme, ahora, en una frase puntual suya: "El uso de cancelar como sinónimo de pagar lo avalan los hablantes, mucho más incluso que el diccionario de la RAE o el que sea". Sabrá usted que no cualquiera puede ser aval. Para serlo, se debe poder responder por lo avalado. Ahora, si fuera usted tan amable, ¿con qué méritos avalan "los hablantes" algo que está mal dicho? O planteado de otro modo, ¿el solo uso extendido de una construcción lingüística, por errónea que esta sea, la hace correcta? No me parece.

Por último, críticas más, críticas menos, la RAE sigue rigiendo nuestro idioma, y determinando lo que está bien y mal lingüísticamente hablando. Cae esto, casualmente, dentro de sus competencias. Es la RAE, y no esa informe masa de "los hablantes" quien determina qué es correcto y qué no en el lenguaje. Por lo demás, no pocas inclusiones y modificaciones de vocablos ha hecho la RAE en respuesta a los cambios del lenguaje, lo que demuestra que en efecto es éste un ente vivo, lo que no significa en ningún caso que todo lo que digan "los hablantes" es correcto uso del lenguaje.

Y como la lata que estoy dando no la soporto ni yo mismo, la dejo hasta aquí.
------------------------------

helcado, a mí no me parece que la tenga. Estoy mucho más de acuerdo con usted y su contundente ejemplo del cambio de "nos" por "los". ¿Cómo podría eso ser correcto, aun cuando lo dijera una mayoría de hablantes?

No pasa lo mismo, empero (yo también sé usar la palabrita), con setiembre, que al igual que sétimo (sí, después de sexto) es correcto según la RAE. Al igual que en el caso de emprestar, claro, otra cosa es usarlo.

Josefa dijo...

Mañana tengo prueba y no debería hacer esto, pero ya que estamos...


Cito: '¿el solo uso extendido de una construcción lingüística, por errónea que esta sea, la hace correcta?'
Sincrónicamente: no sé, depende desde dónde se mire

diacrónicamente: Oh, yeah.

En los albores de las lenguas romances, cuando recién se pasaba del latín a estas (ss III, ss IV), los hablantes ya tenían más bien olvidadas las formas de lo que comúnmente se llama 'latín clásico'. Sin embargo, existían también los gramáticos, quienes con sus afanes normalistas escribían tratados sobre la forma 'correcta' de decir los vocablos. Así, pedían, por ejemplo, que se dijiese 'oculos' no 'oclos' o 'tabula' no 'tabla'. Pero, ¡oh no!, los hablantes no hicieron caso a lo que los intelectuales esos decían y siguieron pronunciando oclos (desde donde viene nuestro 'ojos') y tabla. La forma 'incorrecta', como se ve, es la que finalmente se convirtió en norma. Hoy, para significar 'pedazo de madera trabajada rectangular', normalemnete decimos 'tabla'.


PS: Por supuesto que no se trata de que todos hablemos como nos da la gana, pues en tal caso no nos entenderíamos; sin embargo, ofuscarse porque los hablantes usen (y, si se insiste, malusen) su lenguaje me parece una exageración. La lengua da cuenta de una idiosincracia y, como tal, hay que valorarla.

El que no aporta dijo...

josefa, ya que estamos...

No entraré en discusiones sobre diacronías y sincronías, porque -vaya paradoja- no tengo tiempo para eso.

Si bien estamos de acuerdo en que la lengua es un ente vivo -ya lo dije yo en mi comentario anterior, refrendando lo afirmado por usted previamente- y para confirmarlo basta con leer algún libro escrito en español antiguo, el uso del lenguaje como a cada quien le da la gana escapa absolutamente del fenómeno evolutivo de la lengua.

No me ofusco, ni mucho menos, por el mal uso de la lengua. Si relee usted el post que da origen a este intercambio, verá que cuando escuché el -para mí- mal usado vocablo, lejos de ofuscarme me reí.

Yendo un poco más lejos, puede usted rebuscar -no es necesario que sea ahora, ya que tiene prueba- en el archivo de este blog y encontrará infinidad de temas referidos al uso y mal uso de diferentes vocablos, con sus respectivas y subsecuentes discusiones. Algunos, creo, valen la pena. Otros no. Pero creo que todos le darán luces sobre lo expuesto en este post, y sobre todo sobre cómo debe ser tomado.

Llevando un poco más allá las cosas, y para evitarle divagaciones, clickeos errantes, disquisiciones y tiempo perdido, le doy la regla de oro de este humilde espacio: no lo tome en serio. Idealmente, tampoco SE tome en serio, al menos por estos lados, porque le aseguro que yo no lo haré.

Josefa dijo...

En serio no me tomo, no se preocupe. Estos coloquios lingüísticos, de hecho, me parecen de suma inutilidad y, por lo mismo, qué mejor.

En efecto, tiempo no tengo para releer las entradas antiguas de este su blog. Sin embargo, hace un tiempo lo hice y me divertí bastante. Especialmente, he de admitirlo, con los comentarios sobre el que ha devenido un ser innombrable.

Mis saludos, pues.

Isobel dijo...

Estimado señor que no aporta,
tiene usted razón en esto del lenguaje, aunque es cierto que desde la perspectiva moral no podemos hablar de buen y mal uso del lenguaje, debemos hacer un uso correcto del idioma, para lo que existe la RAE como guía y soporte esclarecedor de dudas, digo de alguna manera nos tenemos que entender.
Pero como no podemos evitar los dialectos, variaciones, modismos y otros bichos, le comparto mi no aporte mexicano. Yo no sé por qué la gente quiere hablar más rápido y corta las palabras dando origen a cosas como "biamos", sí así, porque es la forma rápida de decir "habíamos" a lo que le siguen sus otras variantes "bia", "bian" y etc. y si seguimos así un día vamos a tener que acordarnos que bia un lenguaje al que decidimos reinventar, o no?

Saludos.

Demiak dijo...

.


Como hijo de la LOCE, PAA y otras siglas, puedo decir que los verbos más llamativos son los que se han generado por acá (no por el blog del SQNA, aunque muchos creen que es así) por internet y por la generación de la informática en general, me explico:

Hackear ó Crakear, claramente, de hacker y Cracker, dos personas con muchos conocimientos, pero fines distintos, pero el periodista para hacerle más fácil la vida al público, redondeó todo en HACKER o hackeadores, en definitiva su verbo propio, Hackear.

Formatear (dar formato a un disco o simplemente borrar y emepzar de nuevo, para instalar windows después)
Bannear, de Ban.
Postear.
Chatear.
Loguear (de login)
Fotochopear (de Photoshop)
Guglear (buscar en Google)
Renderizar (de render en ingles)
Linkear (link, en español, enlace)
Tipear.
Cliquear.
Escanear.
Una más retro, Faxear.
Zipear. (comprimir en Winzip)
Ripear. (rip, en ingles significa cortar y en español se usa para sacar música y/o datos de un disco)

Y eso por no aportar.

Posdata: en cuanto a cancelar, sin duda, a pesar de las muchas veces que heescuchado el "se cancela" al conductor del colectivo, no me atrevo a tal frase, prefiero pagarle.

.

Eldassar dijo...

Me mareé un poco con la discusión entre Josefa y SQNA. Hasta donde yo sé, más que usos correctos o incorrectos del lenguaje (que es un enfoque normativo, poco científico), lo que existen son usos más o menos cultos (ahí están con la esfera -strática o -fática del lenguaje, según quieran verle). Evidentemente, a un hablante culto le parece aberrante que digan "los vamos a juntarlos" o "así como por ser", etc., incluso en una situación distendida. Estoy seguro que quienes comentan por acá saben que no es apropiado decir weón en una situación formal... Bueno, en resumen, no tomen demasiado en serio a la RAE excepto en temas ortográficos, que esos si tienen razón de ser normativos, porque los criterios lexicográficos utilizados por ellos son normativos y muy centrados en el español de España, despreciando quizás un poco el español de otros lugares...

Eldassar dijo...

Ah, como botón de muestra de lo "correcto" del español propuesto por la RAE, revise "teta". No encontrará ninguna marca que indique el carácter vulgar de dicho vocablo en cualquier variante americana del español.

Fran dijo...

Oiga.. discusión de alto nivel. Lueguito nos llaman de la Academcia Chilena de la Lengua para dar conferencia.

Acá le van otras:
Los ejecutivos bancarios no abren cuentas corrientes. Nonono.. ellos "aperturan"cuentas. UUUUH.

Saber: Yo sé, tú sabes, él sabe, etc. etc. OK. Pero qué miéchica es eso de: "vai' a tener que saber acostumbrarte a irte en micro".?

Yo si creo que hay un mal uso del lenjuage. Un pésimo uso del lenguaje en algunos casos. Por ser.

El que no aporta dijo...

Josefa, mientras tenga clara la falta de seriedad por estos lados, todo bien. No busque otra cosa.
---------------------------

Isobel, claramente no se puede hablar de un uso del lenguaje bueno o malo moralmente, dado que no es un ámbito que pueda calificarse de esta manera (aunque a veces es TAN mal uso que raya en la inmoralidad).
Acá también tenemos el problema de las sílabas desaparecidas, aunque usualmente son las últimas. Economía del lenguaje, debe ser.
---------------------------

Demiak, muchos de los ejemplos que cita son neologismos ya aceptados oficialmente, lo que confirma al lenguaje como algo vivo.

Sobre eso de “se cancela” es peor incluso que el ya detestable “se paga”, tratado anteriormente en este blog. La mejor alternativa: un toquecito en el hombro del conductor, con las monedas en la mano.
---------------------------

Eldassar, es que esa discusión marea a cualquiera. Sigo pensando, eso sí, que hay usos incorrectos. Diferente es que ese mal uso efectivamente se dé, porque contra eso poco se puede hacer.
El tema de los contextos es un poco más complejo. Así como hay palabras o expresiones que siempre serán mal uso, hay otras que serán adecuadas o inapropiadas según el contexto, sin ser incorrectas en sí mismas. Es como ir con sandalias y traje de baño a una entrevista de trabajo. Es un atuendo inapropiado -salvo que sea para el puesto de salvavidas- pero no malo en sí mismo.
---------------------------

Eldassar, no me parece demasiado o su ejemplo. Creo que no es necesario que la RAE haga un tratado sobre cada palabra, y ya con la definición de “cada uno de los órganos glandulosos y salientes que los mamíferos tienen en número par y sirven en las hembras para la secreción de la leche” basta para hacerse una idea del término. Si no, la definición habría también de precisar que en caso de extirpación de una de ellas -quedando por tanto un número impar- la glándula que subsiste no pierde la condición de teta. Pero ya sería mucho, ¿no?
---------------------------

Fran, de alto nivel pues, ¿qué se creyó?
Sus ejemplos son prueba fehaciente de la existencia del mal uso del lenguaje. Otro ejemplo: la mezcla de 1º y 3º persona. El que le dice a un tercero “oye, pero tú soy bien flaco”. ¿Tú soy? ¿¿TÚ SOY?? ¿QUE NO HAY MAL USO DEL LENGUAJE? ¿AHH? ¿AHHH? ¿AHHHHHHHHHHHHHHHHH?

David LetrasArcanas dijo...

Sr. que no aporta: hace bastante tiempo que no pasaba por acá, y nuevamente me llevo una grata sorpresa por sus reflexiones irreflexivas, siempre acompañadas de una dosis necesaria de polémica.

En otras palabras "no me lo puedo creermelo".

Así es que volveré a pasar seguido por este reducto virtual, y me "ganare aquí".

Saludos.

Isobel dijo...

SQNA,
sigo sin aportar al tema, pero me interesa saber su opinón con respecto al uso de frases como: "salir afuera", "entrar adentro", "subir arriba" o "bajar abajo"...

...::Ameliah::... dijo...

Te diste cuenta que no importa de que hables, siempre alguien va a defender lo que criticas, y viceversa?
Lo de Josefa, salvando las distancias y el poder de raciocinio, me recordó a Gustavo, el presidente del club de fans de "el-que-no-debe-ser-nombrado" (que por cierto, me suena muy HarryPotteresco)...

kegol dijo...

Dos cosas. La primera: pensé que ya habíamos discutido sobre Arjona... lo suficiente
La segunda, ayer me paso algo parecido...Estaba en el nuevo depto de mis amigas en la misma calle en que tu vives (no las vecinas. Más bien, unas nuevas vecinas) cuando mi celular se descargó y como yo no vivo sin celular tuve que bajar a pedirle al conserje su cargador...(se entiende que el de mis amigas no "le hacía" al aparato). Bueno, el diálogo fue el siguiente:
YO: Señor usten tendrá cargador para celular nokia que me preste un segundo.
Conserje: No, yo tengo para Entel
YO: Ya, pero su celular es nokia?
CONSEJRE: No, es Entel...
YO: Esta bien, pero Entel no es marca de aparataoEn fin, la conversación terminó en que me mostro su cargador, le dije que muchas gracias pero no me servía y el concluyó:"VE, LE DIJE QUE ERA PARA ENTEL"...Asi no se puede

Lilí dijo...

Volviendo al tema incicial del mal uso del lenguaje, a mí lo que me está desesperando es la sustitución del "que" por "de que". Ahora la gente cree de que está hablando correctamente, por dar un ejemplo.

Josefa dijo...

Chuta, ¿qué es eso de andar comparándome con Gus?.
Eso sí que es una ofensa, pues.

...::Ameliah::... dijo...

Yo aclare: "salvando las distancias y el poder de raciocinio"...
Me falto decir "el buen gusto musical"...
Simplemente lo decia por el debate que se habia armado...

El que no aporta dijo...

david letrasarcanas, la vida sin polémica no es vida. Bienvenido de vuelta., vuelva cuando quiera. Gánese por estos lados, pero por favor no se coloque nervioso.
------------------------

isobel, ya viene algo más extenso sobre eso. Pero mientras tanto, un adelanto: definitivamente es mal uso del lenguaje. Gústele a quien le guste.
------------------------

...::ameliah::..., así es no más. Es la historia de mi vida, siempre alguien llevándome la contra. Sobre la comparación de Josefa y Gustavo, discrepo. Aunque no comparto para nada los argumentos lingüísticos expresados por la señorita (¿o señora?), al menos es capaz de enhebrar dos palabras coherentemente. Bastante más, en realidad, pero ya con dos le bastaba para situarse lejos del alcance de Gus.
------------------------

kegol, ¿y usted por estos barrios? Concuerdo con que ya es suficiente de ya-sabemos-quién, por eso estamos tratando de olvidarlo. He reconfesar, eso sí, que no le he logrado, y aún me visita eventualmente en noches de pesadilla.
Sobre el cuento del conserje y el cargador… bueno, así suele ocurrir. A todo esto, se le echó de menos el domingo.
------------------------

lilí, ¿cómo es eso de tema incicial? Me suena como a virus sincicial, y eso no puede ser bueno. El tema del “que” y “de que” ya fue discutido -disculpe que no recuerde cuándo exactamente- en este mismo blog. En resumen: el mal uso del “de que” al que alude es el fenómeno conocido como “dequeísmo”. Pero no crea que es el único; también existe el “queísmo”, que es básicamente el inverso: decir “que” cuando se debe decir “de que”. Porque sí, hay veces en que el “de que” es correcto. Apenas recuerde dónde está esa discusión le aviso.
------------------------

Josefa, primer punto en el que concordamos. No hay comparación posible.
------------------------

...::Ameliah::..., como dice alguien por ahí… no aclare que oscurece.

Eldassar dijo...

SQNA, para que Ud. vea, como gesto de buena voluntad, a pesar de nuestras diferencias de enfoque (no sea tan normativo, dejémosle eso al profesor Banderas, ¿no le parece?), le indico donde puede encontrar un tratado sobre el queísmo y el dequeísmo.
http://librodenotas.com/romanpaladino/8640/que-que-de-que
Ahí también hay algo sobre el leísmo y laísmo. Por cierto, podría anotar a la lista de cosas insoportables el leísmo predominante en Chile. ¿Sabía Ud. que es "incorrecto" (no estándar, y muy molesto para mí al menos) lo siguiente? (Cierre de carta o correo típico)
"Sin otro particular LE saluda atte..." cuando debiera ser LO o LA (la gramática no es mi fuerte, pero Ud. que es periodista debe manejar los conceptos de complemento directo e indirecto en las oraciones). Bueno, esto estuvo muy de alto nivel pero creo que estaremos de acuerdo en eso.

Saludos y gracias por las risas. (ahí tiene su alabanza)

El que no aporta dijo...

eldassar, agradezco su gesto. La mejor fuente para estos efectos, sin embargo, creo que es el Diccionario Panhispánico de Dudas de la RAE. En él se explican en detalle queísmo y dequeísmo. Es notable, en todo caso, el link que nos regala.

No sabía que ese "le saluda" era incorrecto, aunque sí me molesta bastante. Siempre lo ha hecho.

¿Alabanza? Naa, no crea.

A todo esto, mi no aporte para superar el queísmo-dequeísmo, que reproduzco de una discusión ya algo añeja al respecto:

El dequeísmo es un error común (de hecho, hay ministros que caen en él frecuentemente) que consiste en anteponer un "de" al "que". Por lo tanto, incorrectamente, "creen de que" o "piensan de que" u "opinan de que".

Desde la vereda opuesta (me gusta la expresión "desde la vereda", no puedo evitarlo), están quienes incurren en el queísmo, que surge como respuesta al dequeísmo. Así, por un mal entendido exceso de corrección, el hablante cae en otro error, al eliminar el "de" correctamente antepuesto al "que". A saber, lo correcto es "estar seguro de que", y "la posibilidad de que".

Ahora, y para que no sea sólo lata, el dato que no aporta. La mejor forma de no tropezar entre queísmos y dequeísmos es reemplazar el "que" por "algo". Así, usted cree algo, no de algo. Pero está seguro "de" algo, no simplemente algo. Así, queda de manifiesto el apropiado uso del "que" y del "de que", de manera de no incurrir en incorrecciones.

Eldassar dijo...

SQNA, un último no aporte de alto nivel. Le recomiendo leer "¿Qué es hablar correctamente" de Ambrosio Rabanales, eminencia de la lingüística chilena. Lamentablemente, no pude encontrarlo disponible en Internet. Tal vez Ud. tenga acceso a dicho artículo (detesto tomar prestado "paper" del inglés, por cierto, como suele hacerse en algunas carreras universitarias) por otros medios. A ver si con eso se convence de abandonar el normativismo (que le desgrade algo o no es otra historia, ¿no le parece?...).

Lo saluda atte.

El que no aporta dijo...

Eldassar, acabo de leer -he de reconocerle que no con demasiada profundidad, aunque lo guardé para una relectura con más detalle- el texto que me recomienda. Y pese a todo el respeto que me merece el señor Rabanales, estoy en desacuerdo con ciertos puntos que plantea, reconociéndole razón en otros muchos.

Creo, en todo caso, que la opción de seguir o abandonar el normativismo -como usted antojadizamente llama a mi posición lingüística- no pasará por las opiniones del señor Rabanales ni -con todo respeto- las suyas, sino por lo que, debido a mi estado de humor, conjunción de los astros o simple capricho, yo mismo (con la evidente e inevitable injerencia de las circunstancias estelares) determine. Y por el momento, déjeme contarle que me planto a firme en mi normativismo.

Y a riesgo de que esta discusión se convierta en un verdadero aporte lingüístico, desvirtuando así el primigenio fin con que este espacio fue concebido, cierro aquí la discusión. He dicho, y paso al siguiente tema.

Lucho dijo...

Me atrevo a otorgarme una licencia para hacer una "posdata".

En relación al comentario de demiak:
Formatear (dar formato a un disco o simplemente borrar y empezar de nuevo, para instalar windows después)

Me causó mucha gracia la aclaración "para instalar windows después". No solo formatear no implica instalar Windows como condición posterior, sino que tampoco implica siquiera instalar cualquier otro sistema operativo. Tampoco es borrar, a pesar de que el hecho de dar formato a un disco (sin caer en dequeísmo ni queísmo) implica, en principio, la eliminación de los datos contenidos por el mismo (y digo en principio ya que el proceso es reversible en algunos casos).

Según rae.es es, para este caso, "Dar formato a un disco." y ya.

Yo formateo.
Tú formateas.
El innombrable es formateado (o eso quisiéramos).

Odio a los no-paseadores de perros.

Mariana dijo...

En mi pais en algunas provincias del interior la gente suele colocar un articulo delante del nombre de la persona, ej: La Estela, el Hector, etc. Algo que me molesta de sobremanera.
Mi tio dice ¿Que hora son? cuando hay que decir ¿Que hora es?.

Jetzabel dijo...

Hola.
No se si lo hayan escuchado alguna vez, acá en México algunas personas, acostumbran agregar una "S" al final de los verbos, haciendo aberraciones como vistes (de ver, no de vestir), comistes, lavstes, "¿ya vistes los que hicistes?", etc, otra cosa que me molesta muchísimo es cuando voy en una combi (transporte público) y dicen al pagar (se paga casi al bajar) "me deja en San Antonio del metro" (las calles de por acá tienen nombres de santos) y entonces me pregunto, ¿el metro tiene santo? no! quieren decir abordé en el metro y desciendo en San Antonio... Por cierto hablando de que el lenguaje "evoluciona" conforme la gente lo deforma ya esta aceptado balacear cuando lo correcto es balear. Es todo creo...
se cuidan, es tarde para no aportar?

Demiak dijo...

.

Disculpe SQNA por usar su "bajo en calorias" de aporte blog, peroen respuesta al don Lucho, lo de "para instalar después windows" va orientado a la larga lista de palabras, como bien repara el "poco aportados en jefe" son neologismos, y el cuestinado, lo ligué al "instalar windows" solo por la generalidad que se presenta a todos aquellos que nos invitan a tomar once para, "formatear y después, instalar windows"



.

Black Wanderer dijo...

Estimado SQNA. He llegado hasta su morada bloguera (¡ups! ¿estará correcto este adjetivo?, desde un grupo de Facebook en que usted posteó un link. Leyendo su argumentación sobre el supuesto mal uso de la lengua que hacemos en Chile, no pude dejar de recordar a varios preceptores autonombrados del buen decir, que castigan con las penas del infierno a aquellos que osan transgredir las reglas impuestas dictatorialmente por ellos. No me extenderé mucho en esta ocasión, pero me voy a permitir llamar su atención sobre el hecho que la propia RAE especifica que sus criterios sobre el uso de determinados términos tienen sentido de SUGERENCIA y no de imposición draconiana. Bajo esta premisa, con la cual supongo usted estará de acuerdo, términos como "cancelar" usado como sinónimo de "pagar" son absolutamente aceptables por nuestra comunidad lingüística, y lo mismo ocurre con las expresiones que usted considera incorrectas, tales como "a cuánto sale". Una lengua noe s patrimonio de un grupo denominado culto que se considera la norma a seguir, ya que, cito al gran Ambrosio Rabanales, a propósito de la norma culta formal: "Es la norma privilegiada por la comunidad, considerada como ejemplar, como modelo del bien decir; como la forma superior de hablar, hasta el punto de sentírsela como lengua estándar nacional. De hecho, por ser la más elaborada, reflexiva e intelectual, es la que menos difiere (pero, difiere) de país en país, dentro del mundo hispánico, frente a las otras normas (culta-informal e inculta), claramente distintas de una comunidad a otras. Con todo, NO es para usarla en todas circunstancia; pues, la norma culta- informal, más "fresca" y espontánea, la supera en recursos de expresión de la afectividad."
Siguiendo el razonamiento del Maestro Rabanales, me permito decirle que estoy en absoluto desacuerdo con sus planteamientos preceptivos sobre la lengua, porque cae usted en el mismo error de los Catones a los cuales he hecho referencia con anterioridad, es decir, considera la norma culta formal como la única que "debería" usarse, olvidando que en una lengua viva existe una permanente tensión e intercambio entre una norma y otra, y es justamente esa tensión, junto con el préstamo lingüístico y otros fenómenos de cambio, los que demuestran el dinamismo y la buena salud de una lengua. Por mi parte, me siento aliviado al saber que a despecho de los puristas, la lengua avanza se transforma y sigue dando la posibilidad a los hablantes de crear e incorporar nuevas formas expresivas. Le envio saludos y vendré a visitarlo con frecuncia, y lo invito cordiallente a visitar mi morada bloguera, y leer un post llamado "Cachai El Mote", en el cual expongo algunas ideas relacionadas con el tema que estamos analizando.

PAREDpintaESCRITA dijo...

Todos sabemos que el innombrable atrofió cerebros durante dos días y tuve que poner mi neurona en OF y no la encendí hasta ahora.(creo)

"Entró en la casa planchando"
"Llegó sentándose"
"El cura vino tarde, parándose en el púlpito inmediatamente"

En estos ejemplos los verbos son incompatibles, ya que no es posible llegar planchando, ni se puede llegar a ninguna parte sentándose. Tampoco el cura puede llegar parándose en el púlpito, a menos que lo usara de patineta.

"Compró un sofá y se durmió en el mismo"
"Le escribió a su novia, misma que no le ha contestado"
"Ella tiene muchas deudas, mismas que no "cancela"

Ese es mi aporte, "mismito"
Saludos

alquenoleimporta dijo...

Me canse de tanto ejemplo sacado de libros escolares, si bien los problemas del uso del lenguaje impide muchas veces una correcta comunicación, lo realmente latero y rompe bolas es escuchar a un montón de weones preocupados en forma histérica de la pobre expresión del lenguaje de otras personas, si bien muchas veces resulta muy divertido no es para nada gratificante saber las pobres condiciones educacionales a las que han sido sometidos miles de chilenos. Y para terminar les digo que sus agudos comentarios lingüísticos valen callampa y solo sirven para vanagloriarse de lo lindo que hablan y escriben y de la gran suerte que han tenido de recibir una buena educación en un país como este.

PAREDpintaESCRITA dijo...

oooOOOOAAAaaaahhh!!! que sueño!!
Ya, acá seguimos dando jugo.

"Mamá, quiero pipí" mmm, sin comentarios, mis hijos dicen lo mismito.

"Gánese por acá" O seaaaa... por allá me gano a mi misma, o sea, me supero?

"Quiébrese, quiébrese" Nica, eso duele mucho.

"Antes, soy tonta", ahora es, erí tonta, vamos avazando, falta poco para decirlo bien, falta una "e" y una "s".

Cariños y déjese de rabiar por leseras, uno abla y hescrive higual nu ma.